Algoritmo

Algoritmo y personalización en la industria de contenidos

¿Qué papel desempeñan los algoritmos en tu vida cotidiana? Seguramente tengan más importancia de la que crees. Cuando tecleas una búsqueda en Google para realizar un trabajo académico, recibes en el correo el anuncio de unas zapatillas deportivas a precio rebajado, le preguntas a un asistente virtual dónde cenar sushi esta noche, hablas con un chatbot comercial para comprar las entradas de un concierto o le echas un ojo a las recomendaciones de Netflix para ver una  película con un buen bol de palomitas, hay un algoritmo detrás.

En su definición más sencilla, un algoritmo es un“conjunto ordenado de operaciones sistemáticas que permite hacer un cálculo y hallar la solución de un tipo de problemas”. Explicado para dummies, constituye una serie de instrucciones completadas por una máquina para resolver una tarea. Por ejemplo, un PC de 4 gigahertzios es capaz de hacer 4.000 millones de operaciones por segundo.

Unidos al Big Data -los datos son el petróleo de este siglo XXI-, a la elevada penetración de los dispositivos móviles, a tecnologías como el 4G o el 5G o al Internet de las Cosas -la tecnología de hiperconectividad detrás de los hogares inteligentes, los coches conectados o las smart cities-, los algoritmos son cada vez más , complejos y sofisticados.

Centrándonos en la industria de contenidos, vamos a contarte curiosidades del algoritmo de compañías como Netflix, Google o Spotify.

Spotify, la música a tus pies: Si tienes cuenta en Spotify habrás tenido oportunidad de disfrutar de su servicio puntero de recomendaciones absolutamente personalizadas, detrás de las cuales existe un gran trabajo de software, investigación e innovación -4 de cada 10 empleados de la compañía se dedican a ingeniería y código-. Gracias a esta inversión, el gigante del streaming te proporciona el esperado Descubrimiento semanal, playlists adaptadas a situaciones específicas como cantar en la ducha o salir de fiesta y un elevadísimo grado de personalización fruto de la curación de contenidos, procesamiento del lenguaje natural, elecciones de los editores y algoritmos basados en tu gusto personal.

spotify

Netflix, el algoritmo que te hace darle al play: Recomendaciones por porcentaje de coincidencia o en base a tus películas y series favoritas… Netflix siempre consigue que te enganches y acabes encadenando un capítulo tras otro en su adictiva y cómoda plataforma de contenidos a la carta. ¿Cuál es la codiciada clave de su éxito? Combinar los datos de los usuarios, un sofisticado algoritmo y aprendizaje automático. Para hacerte recomendaciones la plataforma tiene en cuenta tu historial de visualización y navegación, tu forma de interactuar, datos de otros usuarios, tu género y categorías favoritas o incluso las horas a las que consumes contenido o los dispositivos que escoges para el.

netflix

Google, cada vez más humano y exacto: El gigante de los buscadores utiliza diversos algoritmos constantemente actualizados para responder a tus búsquedas de manera cada vez más precisa. Destacan en los últimos tiempos la actualización de Google para dispositivos móviles -que data de abril de 2015- y Google RankBrain, un sistema puntero que emplea la IA y el aprendizaje automático para decidir el orden en el que se muestran los resultados de búsqueda, dando prioridad a los contenidos de valor de forma natural para satisfacer las necesidades de los usuarios. Google da importancia a tu localización geográfica, a las búsquedas por voz, a tu historial o al lenguaje natural para solucionar tus dudas y problemas. Un ejemplo global y de dimensiones colosales del poder del algoritmo.

‹ Volver